Aragón es una comunidad con gran cantidad de espacios naturales de interés. A continuación voy a hablar de algunos de ellos, de gran belleza, ideales para una escapada natural este puente de noviembre que ya está aquí. En primer lugar está Jacetania, los valles occidentales del Pirineo. Comprende las localidades de Fago, Aragués del Puerto, Hecho, Ansó y Jasa. Su clima húmedo, de influencia atlántica, ha dado lugar a impresionantes masas vegetales y a una gran diversidad faunística. Además es una Reserva Nacional de Caza. También tenemos el valle de Tena, un lugar espectacular ya que está rodeado de grandes cumbres como son Collarada y Anayet a un lado y la Sierra de Tendeñera al otro. Las localidades ubicadas en este valle son Pueyo de Jaca, Piedrafita de Jaca, Lanuza, Tramacastilla de Tena, Escarrilla, Formigal, Panticosa, Sallent de Gállego y Búbal. Otro valle digno de conocer es el Valle de la Garcipollera. En ella se ha realizado una repoblación de ciervos, por lo que es posible que podamos ver alguno durante nuestra visita. Se trata de un valle de media montaña situado en el valle del río Aragón, un lugar de película. Otro lugar que hay que destacar es Posets-Maladeta, parque que alberga más cumbres con altura superior a 3.000 metros de todo el Pirineo (Maladeta, Aneto y Posets). El entorno es una maravilla, un paisaje salpicado cascadas y con más de 95 lagos de origen glaciar. Las localidades más cercanas al parque son San Juan de Plan, Plan, Eriste, Benasque, Gistaín, Sahún, Aneto y Cerler. No podemos dejar de visitar el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido. Se trata de un lugar muy particular ya que posee un clima con características muy peculiares, de ahí su fauna y flora tan especial. Las localidades de la zona son Nerín, Bestué, Fanlo, Torla, Broto, Escuaín, Revilla, Bielsa, Escalona, Tella, Espierba, Boltaña y Puértolas. Por último voy a mencionar Ribagorza, un maravilloso enclave a los pies de los Pirineos. Posee tres ríos, como son el Isábena, el Esera y el Noguera Ribagorzana, de caudal considerable. El paisaje lo contituyen bosques frondosos, de gran riqueza vegetal y faunística. Las localidades cercanas son Tolva, Las Vilas del Turbón, Finestras y Viacamp. Éstas son algunas de las joyas naturales de Aragón, el resto las dejo para otra ocasión. Seguro que conocer esta región y su patrimonio natural no te defraudará.